Páginas vistas en total

Translate

.

.

.

-

-

-

jueves, 25 de enero de 2018

LAS PRIMERAS RELACIONES DE LOS SERES HUMANOS

Sabemos hoy que las huellas descubiertas por él no conducen
a ningún estado social de promiscuidad de los sexos, sino a una forma muy posterior; al
matrimonio por grupos. Aquel estadio social primitivo, aun admitiendo que haya existido
realmente, pertenece a una época tan remota, que de ningún modo podemos prometernos
encontrar pruebas directas de su existencia, ni aun en los fósiles sociales, entre los salvajes más
atrasados. Corresponde precisamente a Bachofen el mérito de haber llevado a primer plano el
estudio de esta cuestión[1].

cada mujer pertenecía igualmente a todos los hombres y cada hombre a todas las mujeres. En estos últimos tiempos se ha hecho moda negar ese período inicial en la vida sexual del hombre. Se quiere ahorrar esa "vergüenza" a la humanidad. Y para ello apóyanse, no sólo en lafalta de pruebas directas, sino, sobre todo, en el ejemplo del resto del reino animal. De éste ha sacado Letourneau ("La evolución del matrimonio y de la familia, 1888[2]) numerosos hechos, con arreglo a los cuales la promiscuidad sexual completa no es propia sino de las especies más inferiores.

La tolerancia recíproca entre los machos adultos y la ausencia de celos constituyeron la primera condición para que pudieran formarse esos grupos extensos y duraderos en cuyo seno únicamente podía operarse la transformación del animal en hombre. Y, en efecto, ¿qué encontramos como forma más antigua y primitiva de la familia, cuya existencia indudablemente nos demuestra la historia y que aun podemos estudiar hoy en algunas partes?. El matrimonio por grupos, la forma de matrimonio en que grupos enteros de hombres y grupos enteros de mujeres se pertenecen recíprocamente y que deja muy poco margen para los celos. Además, en un estadio posterior de desarrollo encontramos la poliandria, forma excepcional, que excluye en mayor medida aún los celos y que, por ello, es desconocida entre los animales. Pero, como las formas de matrimonio por grupos que conocemos van acompañadas por condiciones tan peculiarmente complicadas que nos indican necesariamente la existencia de formas anteriores más sencillas de relaciones sexuales, y con
ello, en último término, un período de promiscuidad
Si algo se ha podido establecer irrefutablemente, es que los celos son un
sentimiento que se ha desarrollado relativamente tarde. Lo mismo sucede con la idea del incesto.
No sól en la época primitiva eran marido y mujer el hermano y la hermana, sino que aun hoy es lícito en muchos pueblos un comercio sexual entre padres e hijos.

Pero de esto no se deduce, en ningún modo, que en la práctica cotidiana dominase inevitablemente la promiscuidad. De ningún modo queda excluida la
unión de parejas por un tiempo determinado, y así ocurre, en la mayoría de los casos, aun en el matrimonio por grupos.

DADO GRATUITAMENTE POR 
https://www.marxists.org/espanol/m-e/1880s/origen/el_origen_de_la_familia.pdf
FRAGMENTOS DEL ORIGEN DE LA FAMILIA, LA PROPIEDAD PRIVADA Y EL ESTADO DE ENGELS

No hay comentarios: